¿QUÉ ES EL TALENTO?

 En Artículos de Danza

qué-es-el-talento

Desde la Escuela de Danza Sevilla queremos sensibilizar a los padres de nuestros/as alumnos/as con una reflexión sobre el talento, agradeciéndoles la confianza depositada en nosotros y el esfuerzo que hacen para favorecer la formación artística de sus hijos/as.

¿Qué es el talento?

El talento es una facultad natural o innata. Es también una cualidad convertible en valor personal y que estimula numerosas sub-competencias útiles a múltiples niveles y en varias etapas. El talento es algo potencial y para que llegue a expresarse necesita constancia, motivación y trabajo.

Desarrollo de la aptitud talentosa.

El talento debe aludir a habilidades tangibles; tales habilidades ya existen en las competencias naturales del niño/a. Reconocerlas y encaminar al hijo hacia la dirección correcta es seguramente el primer paso.

Para expresar el talento, no es suficiente con tener una habilidad.  Es necesario crear estímulos para convertir tal habilidad en valor, y de este modo,  tener en el  futuro, la oportunidad de sacarle partido en diferentes contextos.

En consecuencia, la constancia y el tiempo de trabajo favorecerán finalmente el desarrollo de una actitud representada por el resultado de combinar voluntad y motivación. Una habilidad podría no convertirse nunca en un valor si no existe la actitud adecuada. Es el factor más crítico, ya que es la cualidad que marca la diferencia.

Finalmente se necesitan las circunstancias adecuadas y determinadas condiciones externas que permitan que el talento natural se exprese.

Como reconocen y apoyan los padres los talentos de sus hijos/as:

  • Identificando habilidades personales del niño/a relacionadas con la disciplina.
  • Comunicando sobre la evolución del niño/a con las profesoras y profesores de la escuela para considerar la visión de un profesional y aprovechar de sus consejos personalizados.
  • Hablando con los niños/as de sus clases para saber cuáles son los pequeños objetivos que se proponen, sus dificultades y las competencias que están adquiriendo, detectando, al mismo tiempo, su grado de interés y compromiso.
  • Observando su dedicación en la preparación de la ropa de ballet (si piden cambiar las zapatillas, si piden ayuda para peinarse etc.) ya que todos estos elementos reflejan el grado de responsabilidad y entrega hacia la actividad.
  • Observando el compromiso emocional del niño/a.
  • Confrontación con los demás vs confrontación consigo mismo: no obstante el talento se reconozca principalmente porque se identifiquen claramente determinadas habilidades respecto a los demás o a un número significativo de ellos, sin embargo hay que prestar atención también a las características de los cambios personales, ya que las etapas de maduración psicofísicas sobre las que se desarrolla el talento artístico varían mucho de una persona a otra.

La Escuela de Danza Sevilla  agradece a los padres de sus alumnos/as ser parte activa en este proceso de construcción de habilidades, valores y competencias. Sostenemos la importancia de que los padres (como mayores expertos en sus hijos) sepan reconocer y apoyar las inclinaciones y los talentos de los hijos. Agradecemos el trabajo que hacen para explorar la naturaleza de los pequeños descensos motivacionales que por la edad normalmente se producen y que frecuentemente son momentáneos. Este trabajo es lo que permite que la constancia en el entrenamiento produzca los avances que vais a disfrutar en las jornadas de Clases Abiertas y en el Festival de Fin de Curso. Desde la escuela queremos además transmitiros nuestro agradecimiento por respaldar, junto con el trabajo en clase, el desarrollo de los talentos personales de nuestros alumnos/as con la esperanza que un día puedan beneficiarse de las múltiples destrezas que conllevan, tanto a nivel personal como profesional.

 

Dra. Manuela Di Giorgio

Psicóloga de la Educación y Desarrollo y Terapeuta Familiar

 

Últimas entradas

Deja un comentario